Le Magazine Accor Hotels
Valencia, entre pólvora y modernismo

Déjate aconsejar para disfrutar de tu visita a Valencia durante las fallas. Sigue paso a paso esta ruta y conoce el auténtico carácter de la ciudad de la pólvora.

Si realmente eres nuevo en estos lares, dejarte llevar por la marea puede resultar agotador… Valencia en Fallas rebosa por todos los costados, las calles abarrotadas y la mejor opción suele ser ir andando o en transporte público. Llena de encanto y de monumentos falleros la ciudad te ofrece mucho que ver y hacer, pero también pequeños rincones donde relajarte y tomar fuerzas para continuar con la fiesta.  
Empieza el día tomando un muy valenciano chocolate con churros en Santa Catalina frente a la iglesia del mismo nombre, para ir al mediodía a escuchar la Mascletà en la plaza del Ayuntamiento apenas unos metros más allá.  
La ofrenda es muy vistosa, llena de color en flores y trajes tienes la opción de verla los dos días que tiene lugar y ver a las comisiones falleras pasear por las calles de Valencia hasta la catedral, pero también puedes ver el resultado de la ofrenda, la noche del 18/03 en la Plaza de la Virgen.  

Recorrido por las fallas más importantes

Los valencianos dedican las primeras horas después de cenar para con el frescor de la noche y con mucho menos público, recorrer aquellas fallas que han sido premiadas o pueden serlo: L’Antiga de Campanar, Cuba – Literato Azorín, Na Jordana, Plaza del Pilar, la del Ayuntamiento, etc. Pero también las calles donde las comisiones falleras han llenado la calle de luces de colores y adornos florales que iluminan la noche (Cuba, Jesús…).   
Si eres un amante de la arquitectura no puedes dejar de pasar la visita por el exterior de la catedral y darle una vuelta completa porque todos los estilos se encuentran en un mismo edificio: la catedral tiene tres puertas y cada una de un estilo: románico, gótico y barroco; pero además puedes ver restos desde la época romana en la plaza del arzobispado y edificios del modernismo en esas calles y en la calle de la Paz muy cercana a esa plaza.  
Un poco más alejado pero asequible andando: la estación del Norte obra de Demetrio Ribes en un estilo modernista centro europeo y catalogada como bien de interés cultural y El Mercado de Colón renovado hace pocos años y obra de Francisco Mora, recuerda este mercado a Gaudi  y a Domènech i Muntaner son de esos edificios modernistas que no te puedes perder en una ciudad llena de sorpresas para quien quiere ver más allá de la fiesta y la pólvora. 

Bocados imprescindibles de Valencia

En una excursión a Valencia en pareja no te pierdas por el barullo de las fiestas, para comer algo tranquilo junto al modernista mercado de Colón en el restaurante La Galería. Después una horchata en la horchatería Daniel. Tienes que coger fuerzas para llegar a ver la Nit del Foc en el Paseo de la Alameda el día 18 de marzo después de la medianoche; todo eso, no sin antes pasar a probar los zumos o el Agua de Valencia en el Café París. Después de despedir la noche disponte a dormir en el hotel ibis budget Valencia Aeropuerto fuera del jaleo. Tendrás un día flaimitudemun, como dicen allí, “de categoría” y, sobre todo, relajante y silenciosa, algo que agradecerás...

Vous avez aimé ? Partagez !

Aleatorio

Más ideas de viajes