Le Magazine Accor Hotels
UNA CIUDAD PARA AMANTES DE LA MODA Y EL LUJO

Inmenso París

Caminar por las calles de París siempre es una experiencia religiosa. ¡Sígueme!

Un artículo de Jorge Redondo, autor del blog Sneak Peak

Si tu afición a la moda te pone los bellos erizados cuando ves un bolso de piel de cocodrilo de edición limitada, o el último vestido cuajado de pedrería y plumas que todas las celebrities lucen en la alfombra roja, y que sólo en París puedes verlo “caminar” por las calles sin necesidad de un excesivo tacón. Probablemente, unas deportivas le acompañen de manera sublime.

Una ciudad para apasionados de la moda y los detalles

En París nada es excesivo, todo tiene ese toque de elegancia que los parisinos han sabido transmitir durante muchos años y que han hecho que se convierta en el centro de moda, nunca mejor dicho.  
Sólo hay que comenzar la visita en la rue Cambon para descubrir como de algo sencillo se puede hacer una aventura muy grande. Aquí Coco Chanel comenzó a crear esos trajes de tweed que hoy en día siguen siendo el objeto de deseo de muchas chicas en todo el mundo. Hasta en los momentos difíciles ella defendió su saber hacer y su manera de trabajar los tejidos novedosos y, sobre todo, la defensa a ultranza del color negro y blanco.  
Quizás estos tonos definan muy bien la ciudad. Siguiendo en este barrio no se puede dejar de visitar la rue Saint Honoré, la calle con más tiendas de primeras marcas del mundo. No es nada raro encontrarte alguna de ellas cerrada en horario comercial, quizás Beyoncé o Rihanna estén de visita en la ciudad y hayan pedido un par de horas de compra privada, esto también hace grande a París.  
Dejando atrás lo típico, que no se puede olvidar, quizás el lugar con más encanto para comprar alguna cosa especial y no olvidarse nunca de ella sean los comercios que se sitúan en los soportales de Palais Royal. En el centro, un jardín cuidado de manera versallesca y alrededor un conjunto de tiendas con mucha personalidad, desde marcas especiales que están muy de moda como Pierre Hardy hasta tiendas vintage con auténticas joyas que nadie se resiste a comprar. Después de unas horas buscando el tesoro mejor guardado no dudes en tomarte un matcha frappé en Café Kitsune, uno de los lugares más cool de la ciudad. 

Como una auténtica celebritie en París

Siguiendo con los rincones únicos, no se puede olvidar Merci y su coche rojo, hacerse una foto aquí se está convirtiendo en algo tradicional, que tiemble la Torre Eiffel. Un lugar especial dónde puedes hacerte con libros maravillosos, pero también con complementos con encanto. El barrio de Le Marais es un barrio joven y lleno de tiendas novedosas, concept store que tan sólo podrás encontrar en la capital francesa.  
Después de un día de compras nada te sentará mejor que una deliciosa cena en los restaurantes de moda, para mí Derriere, La Belle Époque y Café Ruc son los sitios más especiales donde en la Fashion Week te puedes encontrar cenando a la mismísima Kim Kardashian o a Karlie Kloss. Aunque estos restaurantes sirvan comida deliciosa, está claro que una buena crepe de chocolate en cualquier puesto ambulante es un placer de dioses. 
Nada me parece más especial que volver al hotel, Novotel Paris Suites Porte de Versailles, y contemplar la decoración de Fornasetti en la recepción antes de llegar a mi suite, el mejor sitio para descansar de toda la ciudad. Me encantan los hoteles modernos, nuevos y sobre todo con toques especiales, perfecto para los apasionados de la moda.

Vous avez aimé ? Partagez !

Aleatorio

Más ideas de viajes