Le Magazine Accor Hotels
Déjate seducir

Naturaleza e historia de la ciudad de Oviedo

Te mostramos lo lugares más emblemáticos con un gran patrimonio cultural para vivir experiencias en un tu próximo viaje a la ciudad de Oviedo.

Un artículo de Eukene Estrada

Si aprovechamos los primeros acordes de la mañana y recorremos la falda del Monte Naranco, corre, camina, envuélvete en la mágica neblina, en la fina lluvia de la mañana o en el tímido sol que asoma por el monte, déjate seducir por el olor a tierra, a hierba, a humo de las chimeneas que empiezan a encenderse hasta que puedas apreciar el olor a tostadas y café recién hecho, entonces baja al hotel ibis Oviedo y disfruta de ese desayuno que te piden tus tripas.  

Disfruta de la esencia del pasado de Oviedo

Cuando hayas saciado tu hambre y tu sed vamos a poner en marcha la máquina del tiempo y vamos a retroceder al siglo IX justo al día en que Ramiro I entraba con su familia al palacio de verano recién estrenado: Santa María del Naranco. Contempla en él, una espectacular arquitectura prerrománica, con un grandioso mirador desde el que podremos ver el coto de caza familiar y disfrutar de los mejores atardeceres de toda la ciudad. Después vamos al templo de San Miguel de Lillo, monasterio familiar, para dar las gracias por colmarnos de belleza allá donde mires.  
Más tarde cuando nos hallamos despedido de estas dos peculiaridades arquitectónicas vamos a adentrarnos en la bulliciosa ciudad de Oviedo le daremos cuerda a nuestro reloj para llegar al siglo XVI y ver la catedral de San Salvador, verás que te suenan algunos elementos del prerrománico, la torre románica. Pasearemos por los silenciosos pasillos góticos del claustro. 

Disfruta de la gastronomía de Oviedo

Supongo que los olores a fabada y sidra van mellando nuestro lastimado estomago así que vamos a darle gusto en Gascona, el bulevar de la sidra. Nos empaparemos de los sabores de Asturias, de los productos del ganado, del mar y de la tierra, disfruta de uno de los cuarenta quesos.  
Camina por la Vetusta de Clarín, adelanta nuestro reloj al siglo XIX veras a la ciudad como a la Regenta, sensible, soñadora y romántica hasta que tus pies te pidan descansar en el siglo XXI, busca un ibis en Oviedo. Pero, si de verdad quieres dejar esta ciudad sin dejar de soñarla, pásate por la Confitería Rialto en la c/ San Francisco 12 y pide unas moscovitas, te llevarás Asturias en tu paladar.  

Vous avez aimé ? Partagez !

Aleatorio

Más ideas de viajes